Publicación. Alteraciones del comportamiento en contextos educativos


cada-vez-hay-mas-casos

Dar respuesta educativa a las alteraciones del comportamiento que se observan en el contexto educativo actual requiere un proceso de reflexión sobre el conocimiento actual respecto al comportamiento humano, sus características y las interacciones presentes en el ámbito de las relaciones sociales.

Ficha de publicación:

TÍTULO: ALTERACIONES DEL COMPORTAMIENTO EN CONTEXTOS EDUCATIVOS

AUTORÍA: Profesorado del Equipo Específico Alteraciones del Comportamiento y Profesorado del programa “Trampolín”.

ÁREA: Orientación educativa y necesidades educativas especiales

NIVEL EDUCATIVO: Educación Primaria y Educación Secundaria Obligatoria

TIPO DE MATERIAL: Carpeta que contiene 6 libros y un CD

EDITOR: Consejería de Educación y Ciencia.

FECHA DE EDICIÓN: Junio 2011

LOCALIZACIÓN: Servicio de Atención a la Diversidad, Orientación Educativa y Participación. Equipo Específico de Alteraciones del Comportamiento

Resumen del contenido:

libro1

Libro 1: Bases teóricas de las alteraciones del comportamiento. Comportamiento y alteraciones. Modelos explicativos desde el ámbito escolar. Factores de riesgo. 

Pincha aquí para guardar el material:2011-06_01_LIBRO_ALTERACIONES_vis

libro2

Cuaderno 2:Intervención educativa. Medidas de Centro y de Aula. Orientaciones didácticas para la docencia. Incidentes y pautas de Centro y Familia.

Pincha aquí para guardar el material 2011-06_02_ALTERACIONES_INTERV_EDUCATIVA

libro3

Cuaderno 3. Proceso de Intervención del Equipo Específico de Alteraciones del Comportamiento. Protocolos, demandas, evaluación, medidas y seguimiento. Direcciones y contactos.

Pincha aquí para guardar el material 2011-06_03_INTERVENCION_EQU_ESPECIFICO

libro4

Cuaderno 4. Intervención familiar. Indicadores de evaluación. Interacción padres e hijos. Pautas y normas. Esferas de intervención. Anexo con cuestionarios.

Pincha aquí para guardar el material 2011-06_04_INTERVENCION_FAMILIAR_vis

libro5

Cuaderno 5: Programa “Trampolín” y Programa “Puente”. Alumnos destinatarios, recursos y metodología. Áreas de intervención. Actividades.

Pincha aquí para guardar el material 2011-06_05_TRAMPOLIN_PUENTE_vis

libro6

Cuaderno 6: Técnicas y estrategias de intervención. Fichas descriptivas de técnicas y actividades. Intervención ante la falta de control e impulsividad, atención y memoria de trabajo, frustración y reconocimiento, habilidades sociales, modificación de conducta y resolución de conflictos, y descriptores de las dinámicas de grupo (características, utilidad y limitaciones).

Pincha aquí para guardar el material 2011-06_06_TECNICAS_INTERVENCION_vis

Fuente:http://web.educastur.princast.es/eoep/eacoviedo/inicio.htm

NIÑOS HIPERACTIVOS


CÓMO ENTRENAR Y MEJORAR LA ATENCIÓN EN LOS NIÑOS

√ ¿Qué es la atención?

La atención es un proceso que contiene diferentes partes. Nos enfocamos (escogemos algo hacia lo cual podemos dirigir nuestra atención), seleccionamos (escogemos algo que necesite nuestra atención en aquel momento), y sostenemos (ponemos atención todo el tiempo necesario). También resistimos (esquivamos aquellas cosas que cambian nuestra atención de donde debería estar), y trasladamos (desviamos nuestra atención hacia otra cosa cuando es necesario).

Cuando nos referimos a alguien como una persona que se distrae fácilmente, queremos decir que una parte del proceso de la atención de aquella persona ha sido desbaratada.

√ ¿Cómo notamos la falta de atención?

La falta de atención en el niño/a suele caracterizarse por la presencia de alguno de estos aspectos:

a)      no pone atención a los detalles o comete errores descuidados en el trabajo escolar, trabajo, u otras actividades;

b)      tiene dificultad en sostener la atención en las tareas o actividades de juego;

c)       no aparenta escuchar cuando se le habla directamente;

d)      no sigue las instrucciones y no completa el trabajo escolar, quehaceres, o deberes en el lugar de empleo (no se debe al diagnostico de negativismo desafiante ni la inhabilidad para comprender las instrucciones);

e)      tiene dificultad al organizar sus tareas y actividades;

f)       esquiva, le disgusta, o es reacio a participar en tareas que requieren un esfuerzo mental sostenido (tales como el trabajo o deberes escolares)

g)      pierde las cosas necesarias para las tareas o actividades (por ejemplo, juguetes, tareas escolares, lápices, libros, o herramientas);

h)      se distrae fácilmente por estímulos ajenos;

i)        se olvida fácilmente en las actividades diarias.

√ ¿Por qué es importante trabajar la atención?

La atención juega un importante papel en el proceso de aprendizaje así como en el propio rendimiento académico del niño/a.

Lógicamente, no es condición suficiente ni tampoco la única capacidad que entra en juego para poder obtener el éxito académico. Sin embargo, si es cierto que una deficiente capacidad de atención puede interferir en el propio aprendizaje, e incluso, en un rendimiento académico inferior a las posibilidades reales del alumno.

Por tanto, con la finalidad de orientar y facilitar el proceso de ayuda y refuerzo que la familia puede desarrollar en casa, ofrecemos algunas pautas y actividades que permiten trabajar y potenciar la capacidad de la atención.

√ Pautas para trabajar la atención.

  • Presentarlo siempre como un juego. En ocasiones podemos jugar con ellos para que se motiven aún más.
  • Utilizar actividades variadas en cada momento para no permitir la fatiga y el aburrimiento.
  • Practicar dos o tres veces por semana y no más de 15 min. (no más de 1 ó 2 fichas o actividades).
  • Los mejores momentos para practicar en casa son, o bien antes de empezar, o cuando los niños ya llevan un tiempo realizando las tareas escolares (por ejemplo para cambiar de actividad o tema). No es conveniente dejarlo para el final pues la fatiga se habrá acumulado y no resultará efectivo.
  • Es importante no facilitar en exceso la actividad o la tarea, es decir, ayudar sólo cuando sea necesario
  • No aclarar las dudas si el niño no ha estado atento. Es necesario que el niño realice un verdadero análisis de lo que se le propone.
  • No se le deben señalar los errores sino más bien facilitar que el niño realice otra vez el proceso, el fin es que sea él mismo quien descubra los errores y por tanto la forma de no repetirlos.
  • Habituar al alumno a la realización de ejercicios de respiración antes de ejecutar una actividad que exija un nivel elevado de atención.
  • Intercalar breves descansos en aquellas actividades que exijan mucha concentración.
  • Eliminar los estímulos que son irrelevantes respecto a la tarea que se ejecuta.
  • Realizar breves ejercicios de concentración antes de abordar la tarea o iniciar la sesión de estudio (localizar letras y números, proseguir una serie, describir un objeto, etc).
  • Las sesiones de trabajo escolar ordinario deberán ser tanto menores cuanto menor sea el nivel de atención que tienen los alumnos. Esto no quiere decir que se trabaje menos, ya que también se puede realizar una nueva sesión a continuación de un descanso

√ Actividades para potenciar y estimular la atención.

Cuando hablamos de actividades para mejorar y entrenar la atención son muchas las opciones que se nos presentan. En todos los casos, las posibilidades para encontrar ejercicios, actividades y juegos para este fin resulta de extrema sencillez y facilidad.

Por un lado, debemos ser conscientes de que muchas de estas actividades son de carácter eminentemente escolares, por ejemplo:

  • Caligrafía.
  • Copia de un texto.
  • Corrección de dictados u otras tareas que deban controlarse mediante la pizarra.
  • Seguimiento auditivo de un cuento u otra narración.
  • Seguimiento de la lectura colectiva.
  • Etc.

Sin embargo, también podemos encontrar otro tipo de actividades que permiten trabajar y entrenar de manera más específica la capacidad de la atención. Entre ellas, les sugerimos:

  1. Asociación Visual

Es una tarea que consiste en sustituir, asociar o relacionar con flechas, unos símbolos con otros.

  1. Percepción de diferencias

Dibujos exactamente iguales en apariencia pero en los que hay un determinado número de detalles que faltan en uno. Se le pide que los encuentre y complete el dibujo.

Para ello se sugieren las siguientes pautas:

-         Visión general de la ilustración.

-         Comparación por partes: visión parcial de una ilustración e inmediatamente comparar la misma porción o parte con la otra ilustración.

-         Seguir rastreando con la vista las partes de la ilustración siguiendo un orden establecido. Por ejemplo, de derecha a izquierda, de arriba hacia abajo.

-         Señalar con una marca (una cruz o una raya) cada diferencia (ausencia de detalle) que se encuentre.

-         Hacer un recuento final para asegurarse de que se han encontrado todas

  1. Comparación de modelos.

Presentamos diferentes parejas de figuras geométricas y le pedimos al niño que nos diga en qué se parecen y en que se diferencian dichas figuras (forma, color, tamaño, posición, cantidad).

  1. Integración Visual

El niño debe completar una imagen o un dibujo que está parcialmente borrado. Por tanto, debe tener clara la imagen mental del objeto para poder hallar el elemento que falta.

Las repercusiones en el aprendizaje son claras ya que en muchos momentos se va a exigir al niño el análisis de un texto y la constatación de pequeños detalles que serán valorados (tildes, diéresis,…)  debiendo recordar, reproducir o diferenciar una palabra por estos detalles.

  1. Identificación de aciertos y errores

Son actividades en las que el niño debe analizar ordenadamente todos los detalles que se le plantean para poder identificar aquellos elementos que no son correctos.

Su repercusión en los aprendizajes es clara, ya que el niño en muchos momentos debe corregir errores que comete él mismo o los demás. Se sugieren las siguientes pautas:

Ej.: Se ponen unas operaciones con el resultado reflejado.

-         Hacer el cálculo de cada una de las operaciones y comparar el resultado con el que aparece impreso.

-         Rectificar cuando se detecte el error.

-         Verbalizar en qué consiste el error.

Ej.: A partir de una copia o un dictado:

-         Formar frases con la palabra escrita correctamente.

-         Corregir textos en el cuaderno de trabajo habitual del alumno/a.

  1. Discriminación visual. Agudeza visual

El niño debe encontrar todos aquellos elementos iguales a los propuestos (letras, sílabas, palabras, números, dibujos,…), de entre un conjunto de ellos que son perceptualmente similares y que, actuando impulsivamente, inducen al error en las tareas escolares habituales.

Se sugieren las siguientes pautas:

-         Reconocer visualmente el modelo con detenimiento.

-         Analizar uno a uno los elementos y compararlos con el modelo.

  1. Laberintos

Es la actividad de seguir un laberinto con el lápiz. Para todo ello, se sugiere:

-         Visión general/ global de la tarea.

-         Inicio de la misma verbalizando la trayectoria. Por ejemplo: “voy bien”, “así”, “con cuidado”, “ahora a la izquierda para no tropezar”, etc.

-         Rectificar si se produce algún error en el itinerario.

Estas actividades suponen, a su vez, un esfuerzo de orientación espacial por parte del alumno, de re-situación constante en las coordenadas arriba-abajo y derecha-izquierda.

  1. Seguimiento visual

Ejercita la capacidad para seguir la dirección de las líneas que se encuentran “entrelazadas” unas con otras y que conducen desde un punto a otro.

En los casos de dificultad es aconsejable el apoyo del seguimiento de la dirección con el dedo o con el lápiz y, una vez identificada la “ruta” correcta, trazar con rotulador el camino de la trayectoria localizada.

  1. Figura-fondo

Ejercicios para colorear determinadas partes de un dibujo o forma para que de este modo emerja una figura respecto del fondo blanco (sin colorear).

Un ejemplo es el de los dibujos que están segmentados en diferentes partes, cada una con unos números. De este modo, todos los trozos que tienen el nº 1 deben colorearse de rojo, las que tienen el nº 2 de verde, etc. Finalmente, aparecerá de entre un montón de líneas el dibujo de un objeto, un animal, etc.

10. Atención auditiva

- Reconocer los elementos extraños que se incluyen en una erie oral or ejemplo: reconocer el elemento extraño que existe en la serie siguiente; dos, tres, cuatro, cinco, seis, elefante, siete, cocho, nueve y diez)- Escuchar la lectura breve que realiza otra persona (profesor/a, padres …) siguiendo instrucciones previas que consisten en identificar cada vez que aparece una determinada palabra y señalarla. Al finalizar la lectura se hace un recuento de las marcas hechas y se comparan los aciertos con la lectura del texto.

  1. Localización rápida de datos

Son ejercicios en los que prima la velocidad de búsqueda de datos de entre un contexto que ofrece ya cierta dificultad para entresacar determinada información. A través de textos muy usuales como son: la programación de T.V., anuncios de periódicos,información meteorológica, etc. se pretende desarrollar la capacidad de seleccionar con rapidez y con exactitud los datos que se piden. Estos ejercicios son fácilmente aplicables a cualquier documento o texto que se quiera utilizar en la casa. A su vez, constituye un “juego divertido para los niños y niñas de en un intento de “batir récords” en el tiempo de búsqueda empleado.

  1. Agrupamiento de estímulos.

Se presentan al niño diversos estímulos (dibujos de diferentes objetos) y le pedimos que los agrupe en conjuntos (“frutas”, “animales”, etc).

  1. Igualación a la muestra de diferentes modelos

Le presentamos al niño/a una serie de secuencias de objetos o de dibujos geométricas que tiene que igualar.

  1. Sopas de letras.

El niño/a tiene que localizar determinadas palabras escondidas entre un conjunto de letras.

Otras actividades

Otras actividades de carácter lúdico para trabajar la concentración desde casa: recortar y pegar firguras y formas, trabajo con maquetas sencillas (de coches, aviones, barcos …), realización de dibujos y trazados libre  (con acuarela, por ejemplo), realización de puzzles, rompecabezas, juego de tres en raya, parchís, etc.

 

Juegos para desarrollar y mejorar  la atención:

  1. a.        El vendaval.

El niño/a debe durante un minuto observar una mesa en la que hay colocados varios objetos. Posteriormente, se le tapan los ojos, y entonces cambiamos los objetos de posición. Finalmente el niño ha de colocar de nuevo los objetos en el lugar en el que se encontraban en un primer momento.

  1. b.       Kim de escucha

Se pide al niño/a que observe detenidamente 12 objetos colocados en una mesa. Los mira durante un minuto, sin tomar nota de nada. A una señal, debe volverse de espaldas y entonces hacemos caer los objetos uno a uno sobre un tablero de madera o sobre otra mesa, según un orden establecido de antemano. El niño/a debe reconocer los objetos por el ruido de la caída, y tomar nota de ellos en el orden con que los escuchan. Todo objeto identificado exactamente y según el orden de caída merece un punto.

  1. c.        Los ruidos del silencio.

Se pide al niño que guarden silencio absoluto, y que permanezca quieto, sin tomar nota de nada durante un tiempo determinado (un minuto por ejemplo). Luego, se les pide que hagan una lista de todos los ruidos oídos en ese momento de silencio (ruido de coches, del ascensor, de gente al pasar por la calle, etc).

  1. d.       Los objetos ordenados

Sobre una mesa se colocan distintos objetos (lápices, pluma, borrador,. . . ), procurando que sean lo más diferentes posible entre sí,; posteriormente, sobre cada uno de los objetos se coloca un trozo de papel enumerándolos correlativamente. El niño/a observa los objetos durante un minuto y luego se aparta de la mesa. Posteriormente se recogen los objetos y se amontonan a un lado. El niño/a ha de volverlos a colocar en el mismo orden en que estaban situados.

ACTIVIDADES Y SUGERENCIAS PARA TRABAJAR LA ATENCIÓN EN EL 1er CICLO E.P.

 

  • Contar una historia, como por ejemplo: “Una tribu de indios van de caza. Se montan en los caballos y empiezan a cabalgar (damos palmadas sobre las rodillas, con ritmo). Suben a una montaña (ritmo más lento). Bajan (más ’72ápido). Cruzan un puente de madera (damos palmadas en el pecho). Ven a los animales. Afilan las flechas (nos frotamos las manos abiertas). Cargan el arco. Tiran la flecha (ziiiuuuuuuu…..). Grito final de victoria”. Podemos repetir algunos elementos e inventar otros nuevos.
  • Hacer bolitas de plastilina; por ejemplo, seis. Indicar a los niños: “Clavad un mondadientes en la parte delantera de la primera bola; en la segunda, clavad un palillo…”.
  • El niño tiene una lista de diez palabras, y otra persona, la misma lista con una palabra menos o con una palabra diferente. El objetivo será encontrar la que falta o la que es distinta.
  • Hacer el mismo juego anterior pero con objetos.
  • Hacemos que un niño se suba a una silla. Los demás lo observan durante un tiempo. Sale fuera y le cambiamos siete detalles (le desabrochamos un botón, le bajamos un calcetín…). Vuelve a entrar en clase y el resto de compañeros/ as han de decir las diferencias que observan. En casa podemos jugar varios: papá, mamá, hermanitos,…
  • Tenemos en la mesa de comer todos los utensilios, sin embargo falta algo (el pan, un tenedor, un vaso,…) el niño debe descubrirlo y reponerlo.
  • Se puede hacer lo mismo que en el juego anterior pero con objetos de la habitación, del salón, etc.

ACTIVIDADES Y SUGERENCIAS PARA TRABAJAR LA ATENCIÓN EN EL 2º CICLO E.P.

  • Pronunciar una palabra; el niño tiene que responder con otra palabra que esté relacionada con ella. Ejemplo: padre-hijo, maestra-alumna, médico-paciente,…
  • Emparejar objetos de la clase o juguetes en función de sus características.
  • Decir una lista de palabras y emparejarlas siguiendo una cualidad: naranja, coche, ruedas, pera; etc.
  • El mismo juego con una lista de palabras pero identificando la que no pertenece a la familia: manzana, pera, melocotón, melón, paraguas; etc.
  • Hacer dibujos simétricos en el cuaderno de cuadritos.
  • Dar órdenes sencillas para que los niños las sigan (se puede hacer de forma individual). Por ejemplo: No hagas nada hasta que termine de hablar: Levántate. Acércate a la pizarra y coge una tiza azul. Dibuja un círculo y después un cuadrado a su derecha. Deja la tiza y vuelve a sentarte.
  • Trabajar la observación: Por ejemplo: En el dictado que escribiré en la pizarra se escapó un error. Vamos a ver quién es capaz de descubrirlo. Tenemos que levantar el dedo cuando, al leer, encontremos el error.

ACTIVIDADES Y SUGERENCIAS PARA TRABAJAR LA ATENCIÓN EN EL 3er CICLO E.P.

  • Indicar al niño que hagan tantas rayas como palabras (o sílabas) haya en una frase que el adulto les leerá. Por ejemplo: “Me gusta la mermelada de fresa”.
  • Se muestran distintas figuras durante un determinado tiempo. Posteriormente se elige uno y los niños deben dibujarlo atendiendo a todas sus características (debe estar a la vista de todos). Se pueden elegir los dos o tres dibujos más semejantes al objeto.
  • Leer una narración o una historia en la que se cuenten distintos hechos o acontecimientos, con objetos o personas de diversas características, etc. Posteriormente, se lee otra vez la misma historia pero añadiendo, quitando o modificando algunos detalles (el orden establecido, un color, una característica, etc,.). Los niños deberán encontrar los cambios que han tenido lugar en el texto.
  • Dar un texto a los niños y pedirles que subrayen en él todas las letras “a”, redondeen las “e” y pongan un recuadro en la “i”. Se puede hacer con sílabas, o adjetivos, nombres y
  • verbos, etc.

MATERIALES

“ENFÓCATE. Programa de entrenamiento en focalización de la atención”
Destinado a niños entre los 6 y los 14 años.

Distribuido por el Grupo Albor-Cohs.

Objetivo: desarrollar la capacidad de atención selectiva y la concentración.
Descripción: Su aplicación puede ser individual o colectiva. Está formado por una serie de ejercicios de tipo visual y visomotor de complejidad creciente en los que el foco atencional debe mantenerse centrado en los estímulos durante períodos cada vez más largos. Incorpora un programa de refuerzos que funcionan de acuerdo con el sistema de economía de fichas.

“ESCUCHA. Programa de mejora de la atención auditiva”, de Cañoto y López
Destinado a niños de 6 años en adelante.

Distribuido por el Grupo Albor-Cohs.

Objetivo: mejorar la atención a través de ejercicios de tipo auditivo.

“Programa de refuerzo de la memoria y la atención” de J. García Vidal y Glez. Manjón.
Destinatarios: este programa se organiza en dos niveles, Memoria y Atención I se dirige a alumnos de los primeros niveles de la Primaria (6 a 8 años) y Memoria y Atención II se dirige a alumnos de los ciclos segundo y tercero de esa misma etapa (8 a 12 años).

Distribuido por EOS.

Objetivo: mejorar tanto la memoria como la atención de los alumnos a partir de la adquisición de hábitos reflexivos de trabajo autónomo. Se trata de un programa centrado en el control progresivo de la impulsividad cognitiva y su sustitución por un estilo de aprendizaje reflexivo

Descripción: el programa incorpora un sistema de refuerzos organizado como economía de fichas, en el se establece un elemento de costo de respuesta para casos de ejecución desatenta de los ejercicios, que en ambos niveles son de tipo verbal, visual y lógicos. Dichos ejercicios se van alternando para dar variedad a los formatos de presentación de la información y al tipo de respuesta y están secuenciados atendiendo básicamente al nivel de complejidad, es decir, a la cantidad de información que el alumno debe atender en cada uno de ellos para resolver correctamente la tarea.

“PIAAR. Programa de intervención para aumentar la relfexividad” de B. Gargallo
Destinatarios: está organizado en un primer nivel con 25 sesiones para alumnos entre 7 y 11 años y un segundo nivel con 30 sesiones para alumnos entre 9 y 14.
Objetivo: potenciar el binomio tiempo de reflexión x precisión en alumnos impulsivos con déficit atencional.

Distribuidos por TEA.

Descripción: está formado por ejercicios diversos de discriminación perceptiva, razonamiento, análisis de detalles, etc.,

“PEMPA. Para, Escucha, Mira, Piensa y Actúa”, elaborado por Bornás, Servera y Galán

Destinatarios: alumnos de entre 4 y 8 años.

Objetivo: abordar el déficit atencional desde una perspectiva de educación de la capacidad de trabajo personal autónomo y autorregulado.

 Distribuido por Grupo Albor-Cohs.

NIÑOS HIPERACTIVOS


DIAGNÓSTICO DEL TDAH

Existen mucha escalas y cuestionarios o test para ayudar a la evaluación y diagnóstico del TDAH. Pero vamos a empezar por el principio, los criterios diagnósticos que propone el DSM IV (Manual Diagnóstico y Estadístico de los Trastornos Mentales), editado por la Asociación Psiquiátrica Americana.

Os dejamos los criterios que propone para la Inatención, la Hiperactividad y la Impulsividad. Lo acompañamos con ejemplos y aclaraciones de cada uno de ellos, para que os pueda resultar de mayor utilidad.

CRITERIOS DIAGNÓSTICOS PROPUESTOS POR LA SOCIEDAD AMERICANA DE PSIQUIATRÍA (DSM-IV) PARA EL DÉFICIT DE ATENCIÓN CON HIPERACTIVIDAD.

1. DESATENCIÓN

a)  A menudo no presta atención suficiente a los detalles o incurre en errores por descuido en las tareas escolares.

(Comete faltas de ortografía, se equivoca en copias, errores en tareas repetitivas. Por ejemplo al no darse cuenta que las preguntas de un examen no acaban en la 1ª cara del papel, deja sin responder lo que esté en la otra cara o se confunde en las operaciones básicas de matemáticas, 2+2= 5, etc, trabajo sucio y descuidado)

b) A menudo tiene dificultades para mantener la atención en tareas o en los juegos.

(Le cuesta esperar su turno y se adelanta, o no se da cuenta de que le toca jugar y se le pasa por alto. no finaliza las tareas)

c)  A menudo parece no escuchar cuando se le habla directamente.

  (A veces no es capaz de repetir lo que se le ha explicado o no cumple las instrucciones que se le han dado, parece estar en su mundo, con la mente en otro lugar)

d)  A menudo no sigue instrucciones y no finaliza tareas escolares, encargos u obligaciones (no por rebeldía o por no haber comprendido las instrucciones).

(Deja encargos a medio cumplir, por ejemplo: empieza a recoger la habitación, suena el teléfono y se le olvida lo que estaba haciendo. Puede parecer desordenado porque deja cosas sin terminar: no recoge los papeles, su ropa, deja los cajones abiertos…etc)

e) A menudo tiene dificultades para organizar tareas y actividades.

(Le cuesta poner orden en las tareas que debe hacer, y se le acumula el trabajo. Si lleva una agenda, a menudo olvida lo que debe apuntar o incluso la propia agenda. Mal organizados los apuntes de clase, olvida dónde dejó ciertos trabajos y no los puede entregar a pesar de haberlos hecho, cambia frecuentemente de una actividad a otra)

f) A menudo evita, le disgusta o es reacio a dedicarse a tareas que requieren un esfuerzo mental sostenido (tareas escolares o de casa).

 (Por sus dificultades de atención intentará evitar las tareas que necesitan gran esfuerzo. Sin recibir ayudas o apoyo tendrá más fracasos que éxitos, lo que llevará a que evite aquello que más le cuesta, tareas como estudiar o de papel y lápiz en las que tenga que estar un determinado tiempo).

g) A menudo extravía objetos necesarios para tareas o actividades (ejemplo: juguetes, deberes, lápices, libros).

(Aunque las actividades que tenga le interesen, puede que olvide: la ropa de deporte el día de gimnasia, o el material para un trabajo de plástica. A veces, viene sin el abrigo, o los libros del colegio, el material lo suele tener deteriorado y es descuidado con él)

h)   A menudo de distrae fácilmente por estímulos irrelevantes.

 (Por ejemplo, en clase es posible que se distraiga con cualquier movimiento de un compañero, un lápiz que cae al suelo, puede estar mirando por la ventana en clase.) En casa,  una conversación en otra habitación, el teléfono, la puerta, etc.…

i)   A menudo es descuidado en las actividades diarias.

(Parece poner poco interés en su cuidado personal y va algo desaliñado, con los cordones desatados, la camisa medio por fuera del pantalón. se olvida la mochila, el bocadillo, nunca da avisos o recados, , se le pasa la hora de entrenamiento, hay que repetirle siempre lo mismo aunque lo haga todos los días, pon el pijama, prepara los libros, etc.)

2. HIPERACTIVIDAD

a)  A menudo mueve en exceso manos y pies, o se remueve en su asiento.

(Le cuesta estar sentado y quieto en clase mientras el profesor explica o mientras hace los deberes. Se mueve constantemente en su silla, coge objetos a su alcance, juega con el lápiz, da golpecitos en la mesa o se le caerán las cosas al suelo. Mueve las piernas mientras ve la tele o la ve sentado en el suelo. Sin embargo, en otras ocasiones, permanece extrañamente inmóvil frente al aparato. o el ordenador o consola )

b)  A menudo abandona su asiento en clase o en otras situaciones en que se espera que permanezca sentado.

(Se levanta con cualquier excusa, en clase puede pedir permiso para ir al baño, para coger material, o se paseará por el aula, sin ningún objetivo. En casa: resulta difícil que esté sentado mientras come, se levantará a por agua, o  un cubierto…)

c) A menudo corre o salta excesivamente en situaciones en que es           inapropiado hacerlo (en adolescentes o adultos puede limitarse a sentimientos subjetivos de inquietud).

 (Corre por la calle, de un lado para otro en casa o por los pasillos del colegio. Adolescentes o adultos sienten que les cuesta estar quietos, aunque externamente consigan mantener una actitud adecuada)

d) A menudo tiene dificultades para jugar o dedicarse tranquilamente a actividades de ocio.

 (Le resulta difícil jugar un rato seguido al mismo juego, tiende a coger juguetes que abandona al poco tiempo. No termina los puzzles, olvida los muñecos después de haberlos sacado para jugar, tiende a sacar muchos juguetes con los que luego apenas juega)

e)  A menudo “está en marcha” o suele actuar como si tuviera un motor.

(Suelen ser conscientes de su dificultad para estarse quietos y pueden hacernos comentarios como: “parece que tenga un motor en la barriga”)

f)  A menudo habla en exceso.

(Puede hablar durante mucho tiempo, de forma rápida o precipitada, interrumpiendo a los demás. En clase puede intentar hablar con el compañero, o interrumpir la explicación del profesor con preguntas inadecuadas.Puede hacer constantes ruidos en actividades tranquilas)

3. IMPULSIVIDAD

g)  A menudo precipita respuestas antes de haber sido completadas las preguntas.

(Comete errores por responder antes de tiempo, ya que responde lo que intuye que le está preguntando. En los exámenes escritos, es posible que no termine de leer la pregunta y conteste lo que se imagina que preguntan)

h)  A menudo tiene dificultades para guardar turno.

(Le resulta difícil esperar su turno en un juego, o en la cola del cine, o en las tiendas cuando va a comprar. A veces abandona la espera o intenta colarse, ya sea en un juego o en otras situaciones sociales)

i)  A menudo interrumpe o se inmiscuye en las actividades de otros (por ejemplo, se entromete en juegos o conversaciones).

(Sale al patio corriendo, chuta la pelota sin pensar y la manda fuera del campo interrumpiendo el juego de los compañeros, las conversaciones del grupo con comentarios inoportunos.hace payasadas, interrumpe a su madre cuando está hablando con otras personas o por teléfono  y se mete en las conversaciones de los adultos)

Niños hiperactivos


SIGNOS DEL TDAH EN NIÑOS PEQUEÑO

Aunque el TDAH (trastorno por déficit de atención con hiperactvidad), no puede diagnosticarse a edades muy tempranas, en niños pequeños podemos descubrir rasgos o signos de alarma, que nos guiarán en el diagnóstico posterior. Vamos a ver cuáles pueden ser:

  • Insomnio: Desde siempre han tenido problemas de insomnio, que como sabemos suele coexistir en el tdah. Cualquier alteración de la rutina del bebé, incluso la salida de piezas dentales, o cualquier progreso madurativo que les produzca excitación, puede dar lugar a un insomnio más acusado. De hecho, los bebés son altamente sensibles y perceptivos, y el sueño es en general el primer síntoma de que algo distinto está sucediendo. Los niños con este trastorno  tienen problemas durante el sueño con periodos cortos de sueño y despertar temprano, con gritos y llanto persistente. Es también muy común que tengan problemas digestivos, cólicos que persisten más allá de los cuatro meses. El hecho de que estos niños no duerman, hacen que los padres, estén exhaustos y agotados lo que evidentemente puede hacer que no respondan adecuadamente, puesto que están al límite y esa misma irritabilidad o ansiedad, acrecienta también la respuesta de este tipo de niños .
  • Una proporción de ellos tienen una historia de llanto excesivo y persistente durante la primera infancia y muchos niños que lloraban excesivamente durante el primer año de vida  continúan teniendo “dificultades de regulación” años después.
  • Tienen rabietas frecuentes e intensas. Son manifestaciones normales  dentro del desarrollo mental de un niño, pero las de los niños con tdah, persisten más allá de seis meses, y son especialmente intensas con crisis de llanto persistente, con chillidos y gritos. Frecuentemente arrojan objetos o rompen cosas que encuentran a mano, existen agresiones o autoagresiones, y son extenuantes y prácticamente diarias. Bajísima tolerancia a la frustración, de manera que si se les riñe o se les niega algo, pueden pasar horas hasta que su reacción explosiva pase.  Nunca parecen satisfechos, tienen negativas constantes a lo que les piden los adultos, y son desafiantes y  oposicionistas.
  • Pueden presentar un desarrollo motor precoz, son inquietos y trepadores, con una curiosidad insaciable que hace que tengan una constante actividad motora que además les hace más propensos a los accidentes puesto que no tienen noción del peligro.
  •  Estos niños presentan ciertos indicadores en el comportamiento que sugieren la posibilidad de problemas posteriores: Reaccionan exageradamente ante situaciones nuevas, cuando existen muchos estímulos se acrecienta su hiperactividad. Son irritables, y demandan atención continua. Cada minuto del día tienen que estar pendientes de él. Son impacientes y con bruscos cambios de humor.
  • Inmadurez en el lenguaje expresivo.
  • Problemas de atención ante una tarea monótona. En situaciones normales un niño de dos años, debe poder mantener la atención,  sin ser estimulado constantemente (como pasa en la televisión  o vídeos) o supervisado por un adulto, al menos siete minutos.